Home | Blogs | Foros | Registrate | Consultas | Viernes 30 de octubre de 2020
Usuario   Clave     Olvidé mi clave
     
Ir a la página de inicioIr a los Blogs
Mi Perfil
Marcos Ruival
Córdoba - Argentina
Se puede decir de mí, que soy el escritor del subdesarrollo.
Archivo de entradas | Mostrar datosDesplegar
Ocultar datos Diciembre 2009
Con total sinceridad; desearía escribir como este tipo. Qué opinan ustedes?
PURA CASUALIDAD
ALGUNAS REFLEXIONES SOBRE LA SOLEDAD
Mostrar datos Noviembre 2009
Mostrar datos Octubre 2009
Mostrar datos Septiembre 2009
Escuchá Radio De Tango

Últimos comentarios de este Blog

12/01/10 | 04:03: Mónica Lorenne dice:
No daré nombres,ni autores, ni años, ni tiempos, ni nada! pues!piensen que un segundo pasado,significa: millones de muertes no registradas en la percepción...cada paso que damos, es una muerte y una nacimiento e inicio nuevo! A ello! Doy gracias a Dios! por tener vida y no pensar en mi último suspiro.simplemente hacer lo que debo hacer, minuto a minuto! En cuanto a la poesía, como autor, coincido con Albín. Perdón amigo, querías mi opinión! Gran abrazo y siempre la luz en tu vida(Den cuerpo a la luz).
12/01/10 | 02:18: Malena dice:
Marcos :No hieres mi sensibilidad, lo bueno de esto que cada cual puede interpretar lo que el escrito le inspira ;para quien lo escribe es lo que importa ;algo suyo movilizó al otro .Gracias por leerme . MALE.-
31/12/09 | 01:28: stella Maris (detrasdelespejo) dice:
Hola Marcos! que tal? la verdad que no se si las rimas son arcaicas como dice el amigo Albin granconocedor ni si el autor es mejicano, como dice Gus, solo te digo que es asi como quisiera morirme aunque "ya no soy tan joven y no dejare un bonito cadaver" y es cierto la vida nos traiciona. Te mando un beso y que el 2010 te traiga todo lo que deseas y un poquito mas Ja!
Vínculos
La Calle La Calle
Historias de movileros

El "Movilero " es una raza especial de periodistas que ejercen esa noble profesión en la c... Ampliar

Comprar$ 42.00

Entrá a Radio La Quebrada

cincocien.blogspot.com


Al blog lo destino para satisfacer mis deseos de comunicar algo. Mis relatos breves son simples, a veces chabacanos, de una verdadera porquería los calificaría yo¡Ya van a ver...!


Escribí un comentarioEscribí tu comentario Enviá este artículoEnvialo a un amigo Votá este artículoVotá este texto CompartirCompartir Texto al 100% Aumentar texto

UN MATRIMONIO PERFECTO



Mi existencia siempre fue difícil. Carencias afectivas y económicas me privaron de vivir en plenitud.  

      Hasta cierto punto envidio a la pareja del relato.  Aunque pongo en duda que ustedes, después de leerlo, opinen lo mismo que yo.

      Alfredo tiene veintiocho años, es un hombre bien parecido e inteligente. Por sus condiciones,  lo acaban de ascender a Gerente en una prestigiosa Empresa.

     Su esposa la hermosa y delicada Luciana, de veintiséis, es ejecutiva de la misma firma. Se aman, son felices  y forman la pareja ideal.

      No hay nada, salvo algún suceso inesperado, que pueda empañar el brillante futuro que les espera.         

      Ese sábado Alfredo cumple años y lo festejan en su departamento recién estrenado con amigos, sus respectivos padres y Jorge, el hermano mayor de Luciana que es médico.

      Allí todo es alegría. Los brindis, risas y cargadas se suceden; nadie desentona en ese ambiente donde todos, aparentemente todos, lucen  contentos y despreocupados.    

      A los postres Jorge pide disculpas y se retira por un momento al baño.

      Al entrar da con el espejo principal; a su lado observa un botiquín conteniendo algunos frascos que llaman su atención. Los examina detenidamente y los vuelve a su lugar, para reincorporarse a la reunión que está muy animada.

      El festejo termina a las cuatro de la mañana.

   Ya en su casa, lo primero que hace Jorge es consultar su vademécum. Lo que descubrió lo alarmó de tal manera, que en lo que resta de la noche no puede pegar un ojo.

      Al día siguiente, como es habitual,  llama a su hermana por teléfono. Disimulando intenta sonsacarle algunos datos sobre su salud y la de Alfredo, intentando recabar algo que le dé una pista sobre lo que él sospecha.

      Luciana le comenta que es muy feliz, que los dos están muy bien y que todo marcha sobre rieles. Como le quedan ciertas dudas, deja pasar unos días y concreta una cita con ella sin adelantarle el motivo.

      Apenas se encuentran, Jorge va derecho al grano porque el asunto es muy serio.

      Le pregunta si conoce la existencia de algunos remedios que están en el botiquín de su baño y si sabe para que enfermedad son recetados. Ella le contesta que ignora ambas cosas.

     Jorge le explica que son para pacientes con hiperfagia aguda. A los enfermos los domina un deseo compulsivo de ingerir cualquier objeto líquido, sólido, frío o hirviente que esté a su alcance, debido a problemas psicológicos u hormonales, o ambos a la vez.

     Le advierte que en procesos severos, se comprobaron casos de antropofagia.

     Luciana se sobresalta y lo mira aterrada.

    Jorge sugiere drásticamente su separación matrimonial hasta tanto evalúen gravedad y la peligrosidad del enfermo, pero Luciana  no acepta su consejo y se retira ofendida.

     Jorge no entiende la actitud de su querida hermana. No asume que su vida pende de un hilo ante el riesgo de un desenlace fatal.

      Al otro día intenta en vano hablar con Luciana o con Alfredo. Va a la oficina y le informan que han faltado y  que nadie conoce el motivo de  sus ausencias.

      Al amanecer recibe un llamado, cuando contesta del otro lado solo escucha balbuceos y frases incoherentes;  después el silencio.

      Jorge decide intervenir y se dirige con urgencia al hogar del matrimonio.

       Al llegar aporrea la puerta de entrada; como nadie responde la fuerza, y entra al oscuro living. Allí queda paralizado cuando vislumbra el desorden y las señales de una lucha furiosa que se inició en ese lugar y continuó en el dormitorio principal.

   __Por favor,…pasá a la habitación… –Le sorprende una voz trémula, casi inaudible, desde las sombras.

       El cadáver yace sobre la cama. Todavía están frescas las  huellas de las feroces dentelladas en su pecho y en su garganta.

        Los restos de la sangre de Alfredo, en los delicados labios de Luciana que llora desconsolada, son pruebas irrefutables que el diagnóstico y las advertencias de Jorge eran precisas.

       Su error fue suponer que el enfermo era su cuñado y no su hermana, como  lo  puede comprobar en este momento.

 

                                                                          

                                                                      MARCOS RUIVAL  

  


Calificación:  Votar Aún no han votado este texto  - Ingresá tu voto

Comentarios de nuestros lectores - Escribí tu comentario
21/11/09 | 14:15: Alicia (Atardeceres rosados) dice:
Muy bueno tu relato Marcos.No sabía de la existencia de tan brutal enfermedad.Pero en cualquier circunstancia de la vida nos cuesta más reconocer las faltas de nuestros seres más queridos que en otras personas.
aliciavbenitez@yahoo.com.ar
 
15/10/09 | 11:58: stella Maris (detrasdelespejo) dice:
Hermanito ¡que imaginación!Dios mio, me atrapo tanto, que no pude dejar de leerla, y que poder de sintesis; contaste tremendo drama en pocas lineas, realmente te felicito saludos
rojas.stellamaris@yahoo.com.ar
 
Últimas entradas del mes
16/10 | 02:39 LA MUJER DEL RETRATO OVAL
15/10 | 02:18 UN MATRIMONIO PERFECTO
06/10 | 00:10 VERSITOS QUE YA NO SE ESCUCHAN
04/10 | 22:55 LA INFILTRADA
03/10 | 11:07 UNA CUESTIÓN DE SIGNOS
02/10 | 20:20 POR CULPA DE UNA TRISTEZA


Radio La Quebrada Radio de Tango Indexarte Escribirte OccidentesEscuchanos
Noticias | Efemérides | Novedades | Biografias | Textos | Audio | Recomendados | Entrevistas | Informes | Agenda | Concursos | Editoriales | Lugares | Actividades | Blogs | Letras de Tango I | Letras de Tango II | Contacto | Boletín
© 2006-2020- www.escribirte.com | Todos los derechos reservados   | Diseño Web | Canales RSSRSS